Todo lo que debes de saber sobre los efectos de los proteoglicanos en tu piel

El estrés y la contaminación ambiental son dos de los factores que más influyen negativamente en el estado de nuestra piel. Si no le ponemos remedio comenzaremos a ver una piel apagada y sin vida, algo que se agrava todavía más si abusamos del alcohol y del tabaco.

Desde hace algún tiempo están muy de moda en las consultas de dermatología el recetar proteoglicanos. Su uso además, se está extendiendo entre las celebrities, quienes se apuntan a todo lo que se demuestre que da resultados. Dando una explicación más científica, los proteoglicanos son macromoléculas naturales capaces de restaurar las células epidérmicas y de intensificar el metabolismo de los componentes del tejido conjuntivo, restableciendo las funciones de la piel, sus propiedades mecánicas y su aspecto fisiológico.

Conseguir productos cosméticos con proteoglicanos es relativamente fácil si echamos mano de la gama Martiderm, una línea desarrollada por los Laboratorios MartiTor. Están indicados para el tratamiento de las arrugas de cara y cuello, procesos descamativos, sequedad cutánea, flacidez y en todas las manifestaciones del fotoenvejecimiento cutáneo. Su uso nos aportará a nuestra piel una mayor tersura, firmeza y luminosidad. A largo plazo, podremos hacerle frente a las arrugas, invirtiendo parcialmente los daños estructurales desacelerando el proceso de envejecimiento cutáneo.

Kinetinol Martiderm

Recomiendo especialmente las ampollas con proteoglicanos de esta casa. En su composición además de incorporar proteoglicanos, incluye  acido ascórbico,Vitamina F 1 y propilenglicol. El ácido ascórbico, vitamina C, actúa neutralizando los radicales libres y estimulando la síntesis de colágeno. La vitamina F aporta los ácidos grasos esenciales para regular el estado de hidratación. El contenido en propilenglicol favorece la penetración de los componentes activos de las ampollas.

Existen varios formatos dependiendo de la cantidad de vitamina C que integre o de si quieres que lleve protección solar o no. Yo habitualmente, en los meses de invierno, uso las que llevan vitamina C al 5% y Proteoglicanos al 3% sin protector solar. Los meses de verano, dado que la vitamina C no se absorbe de igual manera con la radiación solar, hago el tratamiento por la noche.

Este laboratorio también tiene otros productos bastante interesantes, como por ejemplo Kinetinol con Kinetina, que es el factor de crecimiento más utilizado en la actualidad. Se trata de un antioxidante que estimula el metabolismo proteico de los fibroblastos y estabiliza la síntesis de colágeno y elastina. Sus efectos en la piel están relacionados con un aumento de espesor, devolviéndole elesticidad y firmeza, por lo que las arrugas se atenúan.

Esta crema es perfecta para usar por la mañana justo después de la ampolla de proteoglicanos y antes de usar un protector solar, si es que vas a salir a la calle. Te recomiendo que le eches un ojo a estos productos, si aún no los conoces, no sólo sorprenden sus resultados, también su precio.

Arantxa Asián

Estudié filología hispánica, pero la vida me llevó hace algunos añitos a dedicarme al periodismo digital. Estoy especializada en nuevas tecnologías, aunque siempre saco tiempo para la belleza. Eso me llevó a enfrascarme en este proyecto: Mundo Femenino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *